El estudio del sueño

Respiratorias

El estudio polisomnográfico es una prueba que permite diversas variables a lo largo del sueño normal. Estas variables son importantes para poder identificar los distintos estadíos fisiológicos por los que atraviesa el sueño a lo largo de la noche y las posibles alteraciones de los mismos.

La exploración se realiza en un ambiente tranquilo, en el laboratorio de sueño.  Y en la misma, se registran tres variables principales:

  • El electroencefalograma, que nos dice cuál es la actividad eléctrica del cerebro.
  • El electrooculograma, que registra el movimiento de los ojos, que son muy importantes para definir los estadíos de sueño.
  • El electromiograma, que también nos indica cómo está el grado de tono muscular, la actividad muscular a lo largo de las fases de sueño y la aparición de posibles movimientos anormales, que puedan ser causa de alteraciones del sueño.

El estudio del sueñoEs importante registrar otras variables religadas sobre todo a la respiración y a la función cardiológica: se registra el electrocardiograma, se registra el flujo de aire a través de las vías nasales y se registra el movimiento de la caja torácica para saber si se están produciendo de forma adecuada los movimientos respiratorios; se mide la oxigenación de forma constante en la sangre, a través de la piel y también se puede colocar aparatos para la detección de movimientos involuntarios a lo largo del sueño.

El estudio polisomnográfico está indicado en el diagnóstico de diversas patologías, la somnolencia excesiva diurna, debido a problemas como el síndrome de apneas de sueño, la narcolepsia u otras hipersomnias, es uno de ellos.

El insomnio por distintas causas, sobre todo los insomnios de mantenimiento o de despertar precoz, también pueden beneficiarse de la exploración.

Artículos relacionados  ¿Cuándo está indicado realizar una prueba de esfuerzo?

Finalmente, las parasomnias son movimientos anormales, que ocurren durante el sueño, necesitan de una exploración polisomnográfica para poder ser identificadas adecuadamente.

Fuente: Doctor César Viteri, Especialista Departamento de Neurología de la Clínica Universidad de Navarra

Puedes compartir este artículo en:
Facebook Twitter Plusone Linkedin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.